Dieta con herpes zoster

Los expertos creen que la dieta adecuada, la dieta y la dieta saludable pueden ayudar no solo en el tratamiento del herpes zoster, sino también en su prevención. Los motivos de esta opinión son claros, porque con frecuencia el cuerpo y su sistema inmune se debilitan debido a la desnutrición.

Sobre todo, si tomamos el hablar de la edad en los años de la funcionalidad del sistema digestivo cae y el cuerpo peor absorber las vitaminas, como las vitaminas A, C y Grupo B. En consecuencia, el sistema inmunológico se debilita significativamente, y el herpes zóster es mucho más fácil de expresarse y de hacer daño cuerpo humano

¿Qué hacer en esta situación? La mejor decisión sería el ajuste de la dieta y la estabilización de la dieta que le ayudará a prevenir la enfermedad no sólo nuestro sistema de iluminación, pero también muchos otros, atados al debilitamiento y la inflamación del tracto gastrointestinal.

Es necesario comer en el sistema, no comer en exceso, comer sólo alimentos sanos, la máxima preferencia de dar a los desastres naturales, como verduras y frutas, y en el proceso de crecimiento del organismo (su senescencia), y tratar de tomar vitaminas y minerales adicionales.

Es importante en esta situación y son productos que son útiles para todo el organismo - frutos secos, cítricos, cucurbitáceas, habas, perejil, brócoli, así como la carne blanca, productos lácteos con, aceite de oliva biológico, pescado. Si hablamos de bebidas, se recomienda hervir el dogrose y el té verde. De hecho, la nutrición adecuada y el consumo normalizado de nutrientes, esta es la prevención del herpes zoster y muchos otros, no menos peligrosos para las enfermedades humanas.

Productos útiles

- productos lácteos (crema, kéfir, mantequilla);

- verduras, ensaladas, vegetales verdes y cereales para el desayuno;

- agua mineral;

- productos que están adicionalmente enriquecidos con hierro (pan, alimentos para bebés, productos de confitería);

- cariño

Cuando se recomienda el uso de herpes zóster:

- alimentos con un alto contenido de vitamina E (almendras, avellanas, cacahuetes, pistachos, anacardos, albaricoques, espino amarillo, la anguila, el perro subió, sémola de trigo, nueces, espinacas, calamar, viburnum, acedera, salmón, perca, ciruelas pasas, avena, cebada, germen de trigo, aceite vegetal, semillas);

- productos que son la fuente de bioflavonoides y antioxidantes (cebollas, manzanas, arándanos, uvas, albaricoques, frambuesas, arándanos, chocolate, cerezas, arándanos, ciruelas, col rizada, las pasas, las coles de Bruselas, las fresas, brócoli, ciruelas, remolacha, pimiento rojo pimienta, cereza, kiwi, maíz, berenjena, zanahorias).

Productos peligrosos y nocivos

En esta enfermedad, excluir de las especias de la dieta (rábano picante, pimienta, mostaza), encurtidos, escabeches, comida picante, el alcohol. Es necesario limitar el consumo de alimentos que contienen purinas carne de animales jóvenes, caldos concentrados o extractos de carne, pescado, pollo, caldo de hongos, jalea, salsas de carne, ahumado, despojos (riñones, corazón, cerebro, hígado), pescado graso, salado y tostado pescado, conservas de pescado, caviar, quesos picantes y salados. No beber en grandes cantidades de cacao, té fuerte, café. Además, no utilizar animales o aceites de cocina, tortas, pasteles de nata, chocolate, legumbres (frijoles, lentejas, guisantes, soja, frijoles), los alimentos que contienen conservantes (jugos, comida enlatada y agua carbonatada).